Wimbledon 2012

Este lunes 25 de junio comienza el torneo más maravilloso del mundo. Donde los jugadores se tienen que vestir de blanco a fuerzas, donde no hay anuncios en el estadio; la única marca comercial que se aprecia es el Rolex del reloj marcador.

Donde el público se comporta como debe de ser: no aplauden a las fallas, solo a los tiros ganadores; no entran al estadio cuando ya empezó a jugarse el punto; no le están gritando al jugador para distraerlo, como si fuera un partido de basquet y como se hace en otros torneos.


Con todo el dolor de mi corazón, pienso que la competencia está cerradísima entre Djokovic, Nadal y Federer. Los tres tienen las mismas posibilidades y están igual de listos y fuertes.

Andy Murray podría ganar si la suerte juega a su favor, por ejemplo, que Nadal pierda en el camino -ya que está en su mitad del draw- y que agarre la onda mentalmente de que este es su último chance. 

De lo contrario, se vienen dos semanas de sufrimiento para mi y todos los que somos sus “fans”.

Comenta acerca del comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s